“Tenemos todos los respetos al club y al jugador”, dijo el director deportivo del Barça al ser preguntado por el céltico Nolito, aunque hay otros casos que no demuestran ese respeto.

laporte__

“Ni confirmo ni desmiento nada. Hablar de jugadores en concreto complica la negociación. Creo que eso fue perjudicial el pasado invierno. Tenemos todos los respetos al club y al jugador y no voy hacer ningún tipo de valoración”. Esta fue la respuesta de Robert Fernández (Roberto, en su etapa de futbolista), director deportivo del FC Barcelona cuando en su comparecencia ante la prensa de la semana pasada le preguntaron por el fichaje de Nolito. Sabido es que el delantero del Celta y ahora de la Selección española fue el gran objeto de deseo de Luis Enrique en el último mercado de invierno, aunque el club catalán no pudo cerrar su traspaso.

Robert habló de “todos los respetos” a los clubes, pero lo cierto es que son varios los futbolistas con los que el director deportivo azulgrana ha contactado directamente para informarles su interés por ficharles. Uno de ellos es el central francés del Athletic, Aymeric Laporte, con quien Robert Fernández se vio en Zaragoza y le trasladó una oferta, y otro el lateral español del Arsenal, Héctor Bellerín, con quien también estableció contacto directo para ‘tocarle’ a espaldas de su club e, incluso, de su agente. La inclusión de Bellerín entre los 23 de Del Bosquepara la Eurocopa de Francia tras la lesión del madridista Carvajal, ha elevado aún más si cabe el caché del catalán, quien ha culminado una gran temporada con los ‘gunners’ hasta el punto de ser incluido en el mejor once de la Premier.

La reciente venta de Marc Bartra al Borussia Dortmund y la esperada salida de Dani Alves, en su caso a la Juve, dejan coja la defensa del Barça. En el lateral derecho Luis Enrique solo dispone de Aleix Vidal, fichado el verano pasado del Sevilla, aunque no pudo empezar a jugar hasta enero por la sanción de la FIFA,  si bien el técnico asturiano ha contado más con el comodín Sergi Roberto. En el eje, y a la espera de lo que suceda con Mascherano, el Barça también necesita fichar un central, pues solo dispone de Piqué, Mathieu y Vermaelen.

Cierto es que antes de abordar cualquier fichaje, es habitual en el mundo del fútbol contactar con los agentes de los futbolistas que interesan para conocer, no ya su situación contractual, la cual suele ser conocida, sino sobre todo su disposición. Hasta ahí todo correcto. Sin embargo, el caso del director deportivo del Barça va más lejos, pues si en el caso de Laporte sabido es que la única manera de que salga del Athletic es previo pago de su cláusula de rescisión (50 millones), mientras que en el de Bellerín, el Arsenal no tiene ninguna intención de traspasarle.

Según el artículo 17, punto 5 del Reglamento sobre el Estatuto y la Transferencia de Jugadores de la FIFA, “se sancionará a toda persona sujeta a los Estatutos y reglamentos de la FIFA (funcionarios de clubes, agentes de jugadores, jugadores, etc.) que actúe de cualquier forma que induzca a la rescisión de un contrato entre un jugador profesional y un club con la fi nalidad de facilitar la transferencia del jugador”.

Además, en el artículo 18, punto 3, se deja muy claro que “un club que desee concertar un contrato con un jugador profesional debe comunicar por escrito su intención al club del jugador antes de iniciar las negociaciones con el jugador. Un jugador profesional tendrá la libertad de fi rmar un contrato con otro club si su contrato con el club actual ha vencido o vencerá dentro de un plazo de seis meses. Cualquier violación de esta disposición estará sujeta a las sanciones pertinentes”.

Fuente: www.elconfidencial.com

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies

Bienvenido

Send this to friend